Glosas, recuerdos y analogías de un nuevo despertar…

Por: Juan De Obaldía. Diciembre, 2020. juan.deobaldia@utp.ac.pa
Artículo de opinión personal. Curso Avanzado de Cambio climático y medidas de adaptación. Maestría en Administración de Proyectos. Facultad de Ingeniería Civil. Universidad Tecnológica de Panamá.

Esta mañana me encontré con unos amigos… les pregunté por su salud y el año escolar de sus hijos, a sabiendas de la respuesta que proseguía…  

-Sí, terminaron, lo que sea que haya sido y les haya quedado, dijo uno. Expresando la frustración general que hay en cuanto al caos y pormenores de la enseñanza virtual, en una curva de aprendizaje vivida por ambos, profesores y estudiantes; donde los perjudicados fueron como siempre las comunidades de pocos recursos.  

Yo contesté… Ni ellos ni nosotros jamás hemos experimentado lo que hemos vivido este año. El encerramiento, las penurias y hambrunas vividas en los días después de la invasión de Diciembre de 1989, no se comparan ni remotamente a esto, porque en Enero de 1990 se sintió inmediatamente una mejoría paulatina, gradual, acompañada de un boom y bonanza en proyectos y trabajos. Es cierto que vivimos 3 años de crisis, pero nunca con una situación mortal y salud anexada. Esos momentos me recuerdan lo que sería vivir en una Cuba o una Venezuela hoy día, retrocediendo el reloj en pagos en trueques, volviéndose creativos y pasando esa papa caliente que representaba un certificado de depósito (CD).   

Esas escenas con los ‘Gringos’ sitiando la ciudad de Panamá y la felicidad generalizada, también me recuerda a los americanos avanzando en cada pueblo liberado en Francia e Italia en WWII, porque representaba el acabose de un régimen. Ahora, es un tiro bien largo comparar a Noriega con el führer o il duce. Pero la felicidad de mis familiares no me la borra nadie.  

Siguiendo con este flashback de situaciones relacionadas a esta pandemia, he visto fotos interesantes de gente con barbijos de tela en 1918 (USA y Europa), y puedo comenzar a tener una leve idea de lo que sería convivir con algo así en ese entonces. Aunque los números totales de la gripe española fueron bastante peores. En gran parte debido a las condiciones insalubres y conocimientos en una época muy diferente.  

Es irónico que, cien años después, la OMS también es acusada de un encubrimiento inicial de esta pandemia que ha causado muchas vidas; como lo fueron los gobiernos en su momento por la gripe española, también fue encubierta, pero por temor a una desmoralización adicional ya que la gran guerra (WWI) aún no había terminado. Inclusive hasta produciendo un nombre erróneo en cuanto a su surgimiento, ya que no fue España, sino el midwest de los Estados Unidos. 

Hoy día tenemos grandes ventajas sobre la situación en 1918; avances y conocimiento en general, pero sobre todo por la información inmediata a nuestro alcance, que en teoría debiera ser útil para realizar los correctivos. Sin embargo, la actitud y disposición actual que peca en rebeldía están haciendo que el virus gane la batalla en ciertas áreas del mundo, incluyendo nuestro querido Panamá. En otras, muy disciplinadas como Corea, es todo lo contrario. Por otro lado, la actualización inmediata de la investigación progresiva también ha generado cambios en cuanto al proceder con los pacientes. Hoy día se sabe que los antinflamatorios y el antiviral Remdesivir (le acaba de salvar la vida a un amigo) son muy efectivos antes que el paciente entre en problemas, a depender de un respirador probablemente no disponible.  

Tengo una teoría que somos más débiles que hace cien años. Es sabido que los niveles de estrógeno y testosterona han cambiado, tal vez por toda la cantidad de hormonas que consumimos hoy día sin saberlo. Pero por esa protección adicional que recibimos, en cuanto a nuestros entornos, es probable que nuestro sistema inmunológico sea más susceptible también, y cuando viene algo como el Covid-19 no tenemos las defensas para contrarrestarlo. Por suerte, estamos en una época donde el desarrollo de vacunas está en un nivel muy avanzado.  

Aprendamos de los cambios forzados… 

Esta pandemia nos ha hecho generar cambios significativos en nuestro diario actuar y la interacción con la naturaleza.  

No hay mal por bien no venga, dice un viejo dicho.  

La tierra respiró este año. 

Fue interesante ver como la generación de CO y CO2 prácticamente se detuvo. Al punto que el precio del barril del petróleo crudo, ya generado, estacionado en tanqueros en alta mar, llegó a ser cero o inclusive negativo. Pero no del todo, la aviación de carga siguió trabajando a casi 100 % de su capacidad, con unas emisiones que son muy perjudiciales para la capa de ozono. Es lamentable que el proyecto Max9 de Boeing esté detenido, por culpa de ellos mismos, debido a un error en el protocolo de emergencias de la actitud del avión. Esos motores son 35 % más eficientes que la última generación. COPA, por ejemplo, tiene 8 esperando y un total de 60 para la actualización total de la flota. La buena noticia es que principios del año que viene, la FAA ya dará la liberación para vuelos regulares. Sin embargo esto no resuelve nuestro problema, solo ayuda a bajar el impacto de un momentum que está puesto en marcha desde hace tiempo. 

En el ámbito de refrigeración también vimos la obsolescencia y retiro paulatino y permanente del gas R-22, otro de los enemigos de la capa de ozono. Ya es ilegal para ventas nuevas y queda muy poco para el mantenimiento de máquinas viejas. Fue reemplazado por el mucho más amigable 410-A. 

Este año vimos la capa de ozono y la apertura en los polos regenerarse por primera vez en muchos años. Algo que comenzó degenerativamente desde la segunda revolución industrial. Pero las cosas, los consumos y las generaciones de gases residuales están regresando a la normalidad. Lamentable.  

La industria automotriz también está haciendo su aporte. Se están desarrollando motores de combustión diésel más eficientes en consumo y combustión. Ditto para los motores de gasolina. La proliferación de carros 100 % eléctricos, evolucionados de la tecnología híbrida también está obteniendo cada vez más market share. El gurú tecnológico Elon Musk pareciera que va a meter otro cuadrangular con su división Tesla.  

Esta segunda revolución industrial ha causado, paulatinamente, un alza en la temperatura media mundial de casi 2 grados °C en los últimos 100 años, por el efecto invernadero de la contaminación (Green House Effect). Lo cual ha causado claros cambios visibles como la recesión de los glaciares en ambos hemisferios, la desaparición de varios copos famosos en la cordillera de Los Andes, el deshielo en los polos con futura alza del nivel medio del mar, etc. Este año tuvimos una clara muestra con la extensión de la temporada de huracanes y el aumento de la cantidad de sistemas de baja presión, lo cual es una evidencia clara de las repercusiones a futuro, de estas subidas de temperatura. Las aguas cálidas del Atlántico medio son el combustible para estos sistemas que se crean en la costa de África y se mueven hacia el este por los trade winds. Los mismos que usaban Colón y otros para navegar en sus primeros viajes, antes de la primera revolución industrial, la máquina de vapor.  

Los océanos lamentablemente no tendrán una recuperación substancial. El aporte de plástico generado por las ciudades costeras es realísticamente irreversible. Las fotos de horror de ríos en India donde la basura en los deltas es caminable, son desanimantes. Es un tema de sobrepoblación, cultura y envolvimiento gubernamental. Nosotros en Panamá también estamos mal en cuanto a nuestras acciones de solución al problema. Un dia al año de limpieza de playas en Costa del Este, crea algo de atención, pero no impacta. Además de que no es una actuación en el foco del problema, más bien en el resultado, que está a kilómetros de distancia, ríos arriba.  

La fundación Marea Verde está cada vez instalando más BoBs (barreras de recolección) a nivel nacional. Y fue escogida para recibir un fondo de Estados Unidos gracias a esas fotos de las barreras. A nivel mundial, la organización The Ocean Cleanup dirigida por otro gurú tecnológico, Boyant Slant, está trabajando para mitigar los efectos del plástico en nuestros océanos. El principal proyecto es el Great Pacific Garbage Path, que se extiende en una correa de corriente cíclica de plástico no removible, ya que debido a los factores ha sido pulverizado. Esto me recuerda dos videos cortos pero interesantes que vi hace años en Youtube: Nature is Speaking, narrado por Julia Roberts, y The Ocean, narrado por Harrison Ford. Bien cortos pero son un reality check de lo que ha estado pasando en los últimos años.  

Eso me lleva a otro tema que tiene que ver con esta pandemia y eventos relacionados a la reducción de la población. Incluye guerras, eventos, cambios climáticos inducidos (mencionados), enfermedades, etc. entre las cuales están La Plaga Antonina, La Plaga Justiniana, La Peste Bubónica, la Gripe Española, El Ébola, El Sida, La Fiebre Porcina y el Covid-19. Todas las guerras a través de la historia, pero principalmente WWI y WW2. 

Estos eventos según el sociólogo Thomas Malthus son checks positivos de la naturaleza para controlar la sobrepoblación. Y gracias a estos chequeos, se postergará lo inevitable, que la tierra y sus reservas de alimentos, no podrán albergar la sobrepoblación inminente. Será un futuro muy distante, pero la tierra estará aquí, nosotros tal vez no.  

¿Qué hay que hacer? Usar lo aprendido de forma razonable para postergar ese día lo más posible. El cambio es primero interno. Suena romántico, pero no hay otra alternativa. Tenemos buenos ejemplos, Mr. Slant tenía 18 años cuando fundó su organización. 

El autor es Ingeniero Civil 

ARTÍCULOS DE OPINIÓN SOBRE CAMBIO CLIMÁTICO

Curso avanzado de Cambio climático y medidas de adaptación. Tercer cuatrimestre. Diciembre, 2020. Programa de Maestría. Facultad de Ingeniería Civil. Universidad Tecnológica de Panamá.

1     APOLAYO, MILCIADES. 2020. Blanqueamiento de arrecifes de coral debido al aumento de la temperatura por cambio climático en las zonas en el Caribe panameño. https://1drv.ms/w/s!AvOFgz8J7tmPmxWN4b8qymT0gabE?e=CW0M1A milciades.apolayo@utp.ac.pa

2     BONILLA, JANETHE. 2020. Papel del cambio climático en la propagación de plagas y enfermedades de los cultivos. https://janethebonillacambioclimatico.blogspot.com/2020/12/normal-0-21-false-false-false-es-pa-x.html janethe.bonilla@utp.ac.pa

3     BONILLA, MABEL. 2020. Sequías Severas: Una manifestación del Cambio Climático. https://mabelbonilla.blogspot.com/2020/12/v-behaviorurldefaultvmlo.html mabel.bonilla@utp.ac.pa

4     CAMARGO, YULIANA. 2020. Efectos del cambio climático en los recursos hídricos. https://cambioclimaticoyadaptacionespanama.blogspot.com/2020/12/del-cambio-climatico-en-los-recursos.html yuliana.camargo@utp.ac.pa

5     CENTENO, MANUEL. 2020. Cambio climático: la lucha por no desaparecer. https://www.linkedin.com/posts/manuel-alessandro-centeno-aizpr%C3%BAa-716bb5196_cambio-clim%C3%A1tico-la-lucha-por-no-desaparecer-activity-6733063002335035392-75Fs manuel.centeno@utp.ac.pa

6     DE OBALDÍA, JUAN C. 2020. Glosas, recuerdos y analogías de un nuevo despertar. https://piraguamdp.com/2021/01/19/glosas-recuerdos-y-analogias-de-un-nuevo-despertar/ juan.deobaldia@utp.ac.pa

7     DEL CID, DIEGO. 2020. El cambio climático y su evolución a través de los años. https://www.linkedin.com/posts/diego-del-cid-840651112_el-cambio-clim%C3%A1tico-y-su-evoluci%C3%B3n-a-trav%C3%A9s-activity-6740373608369135616-Zzmi diego.del@utp.ac.pa

8     GANTES, JOSÉ. 2020. Cambio Climático y salud del ser humano. https://issuu.com/josegantes0994/docs/cambio_clim_tico_y_salud_del_ser_hu_011e1deba66423   jose.gantes@utp.ac.pa

9     GÓMEZ, CAROLINA. 2020. El cambio climático y la construcción. https://www.linkedin.com/posts/carolina-beatriz-g%C3%B3mez-91a50a123_el-cambio-clim%C3%A1tico-y-la-construcci%C3%B3n-activity-6740428346494070784-lHmM carolina.gomez@utp.ac.pa

10   GONZÁLEZ MAURE, STEFANI JUDITH. 2020. https://pensamientosopinionesycuentitos.blogspot.com/2020/12/el-cambio-climatico-es-natural.html stefanijudith.gonzalezmaure@utp.ac.pa

11   GONZÁLEZ, DANGELLO. 2020. El cambio climático que no simulamos. https://www.linkedin.com/posts/dangello-gonzalez-quintero_el-cambio-clim%C3%A1tico-que-no-simulamos-activity-6737948417709920256-YvTQ dangello.gonzalez@utp.ac.pa

12   GOVEA, FRANCISCO. 2020. La influencia del ser humano en el cambio climático – GEI. https://www.linkedin.com/posts/francisco-govea-50357077_la-influencia-del-ser-humano-en-el-cambio-activity-6742277556847960064-I6ZW francisco.govea@utp.ac.pa

13   JAÉN, OSCAR. 2020. P+L para contrarrestar amenazas del Cambio Climático y malas prácticas de producción agropecuarias en la península de Azuero. https://www.linkedin.com/posts/oscar-ja%C3%A9n-vargas-871b7a142_pl-para-contrarrestar-amenazas-del-cambio-activity-6739667140858662912-bj_H oscar.jaen@utp.ac.pa

14   JAUREGUI RODRÍGUEZ -ARIAS, LUIS E. 2020. Biomimética en la construcción. https://www.linkedin.com/posts/luis-jauregui-2019_biomim%C3%A9tica-en-la-construcci%C3%B3n-activity-6747535398563667968-F2M-  luis.jauregui@utp.ac.pa

15   LOAIZA, SANDRA. 2020. Acciones ciudadanas sobre el cambio climático. https://accionesciudadanassobrecambioc.blogspot.com/2020/12/acciones-ciudadanas-sobre-el-cambio.html sandra.loaiza@utp.ac.pa

16   LU, CARLOS. 2020. Building with Nature as a Coastal Protection. https://drive.google.com/file/d/1Y2jFFVCC7M4v-WNi4I3g1j8YwR6mE0bE/view?usp=sharing carlos.lu@utp.ac.pa

17   MENDOZA, IVÁN. 2020. Afectación sobre el arrecife de coralino del Pacífico Oriental. https://www.linkedin.com/posts/iv%C3%A1n-mendoza-31920aa3_art%C3%ADculo-de-opini%C3%B3n-sobre-el-cambio-clim%C3%A1tico-activity-6741920032567136256-6Xhb  ivan.mendoza1@utp.ac.pa

18   MIRANDA, JULIO. 2020. Laguna de Matusagarati. “El alma de Darién. https://www.linkedin.com/posts/julio-cesar-miranda-otero-b96267201_laguna-de-matugarat%C3%AD-activity-6742080397162754048-V7Z0/ julio.miranda@utp.ac.pa

19   PÉREZ, YANETH. 2020. Cambio climático y contaminación. https://www.linkedin.com/posts/yaneth-m-p%C3%A9rez-s-bb5bbb96_cambio-clim%C3%A1tico-y-contaminaci%C3%B3n-activity-6740096939116765184-Zr4r yaneth.perez@utp.ac.pa

20   PINZÓN, GIL. 2020. La lucha contra el cambio climático requiere cambios. https://www.linkedin.com/posts/gil-pinz%C3%B3n-94778a1b0_articulo-de-opini%C3%B3n-sobre-el-cambio-clim%C3%A1tico-activity-6740405382369423362-xOtw gil.pinzon@utp.ac.pa

21   QUINTERO, CRISTIAN. 2020. Cambio climático: aporte del ser humano. https://drive.google.com/file/d/1TFE741KcveJBvNVPbZnS5Z0I7-_Oe57L/view?usp=sharing cristian.quintero@utp.ac.pa

22   RODRÍGUEZ, KEVIN. 2020. Optimismo y cambio climático ¿Son irreconciliables estos conceptos? https://www.linkedin.com/pulse/optimismo-y-cambio-clim%25C3%25A1tico-son-irreconciliables-rodr%25C3%25ADguez-icaza  kevin.rodriguez@utp.ac.pa

23   ROJAS, KELSY. 2020. La basura plástica es también culpable del cambio climático, pero ¿quién la controla? https://m.facebook.com/story.php?story_fbid=3634833423229859&id=100001097126376  kelsy.rojas@utp.ac.pa

24   SÁNCHEZ, ANA. 2020. Efectos colaterales del huracán ETA en la zona occidental del país. https://www.linkedin.com/posts/ana-eliza-s%C3%A1nchez-8b1b3885_art%C3%ADculo-de-opini%C3%B3n-activity-6742507910900830208-F2mO ana.sanchez7@utp.ac.pa

25   SMITH, CARLOS. 2020. Arquitectura bioclimática y el cambio climático. https://www.linkedin.com/pulse/arquitectura-bioclim%25C3%25A1tica-y-el-cambio-clim%25C3%25A1tico-carlos-smith/?trackingId=bmzUFSWpTNCFFoJUSqrDMw%3D%3D.

26   URRIOLA, AMARILIS. 2020. Cambio Climático ¿En Chilibre? https://www.linkedin.com/posts/amarilis-lizbeth-urriola-gonz%C3%A1lez-6a3a93127_art%C3%ADculo-cambio-clim%C3%A1tico-en-chilibre-activity-6739333709637447680-bmw5 amarilis.urriola@utp.ac.pa

27   VALDESPINO, CRISTOPHER. 2020. Las redes sociales fuente de pánico durante una crisis natural. https://www.linkedin.com/posts/cvaldespino_las-redes-sociales-durante-una-crisis-natural-activity-6739264015400284160-jxt4 cristopher.valdespino@utp.ac.pa

Gira virtual al Biomuseo

Por: Karenina Pitti

Curso de Cambio climático y medidas de adaptación. Maestría en Administración de Proyectos de Construcción. Facultad de Ingeniería Civil. Universidad Tecnológica de Panamá.

Los cambios son constantes en el mundo, actualmente vivimos el más drástico para la sociedad de los últimos años, me refiero de esta manera ya que, es una realidad que nos afecta a todos directamente en esta ocasión, y ha sido la exposición al COVID-19 y las medidas para evitar la propagación tan rápida de contacto.

Es por esta razón, que hemos tenido una gira virtual para la clase. El Biomuseo y su biodiversidad, o como yo le he llamado más bien Gira de la Biodiversidad, pues me llamó mucho la atención el enfoque que la profesora nos dio de que Panamá es el museo.

Panamá: ¡es el museo!

El Biomuseo, y su característica arquitectónica nos enseña algo muy importante y es la visión y desarrollo de concepto de una obra. Este museo merecía una composición que representara la biodiversidad de Panamá, y así se logró. Con su imponente cubierta que simula las copas de los árboles. Se sostiene gracias a las vigas que semejan las ramas de árboles del bosque y las columnas tienen el papel de troncos. Es una estructura muy resistente al viento.

Y respecto a sus llamativos colores, azul, rojo, amarillo, verde. Los doseles refieren a la arquitectura canalera de techos de zinc y edificios coloridos, referenciando a el espectacular hábitat neotropical de Panamá y ofrecen protección contra las frecuentes lluvias impulsadas por el viento.

En mi gira virtual quise ubicar, alrededor de Panamá, los
puntos que considere representativos para ilustrar cada sitio correctamente.

Además de los espacios principales, el museo incluye un atrio público, un espacio para exhibiciones temporales, una tienda, una cafetería y múltiples exhibiciones exteriores dispuestas en un parque botánico. La exhibición permanente es una combinación de arte y ciencia, que provocará en los visitantes la sensación de estar ante un fenómeno asombroso. Dentro de las exhibiciones permanentes se cuenta con 8 galerías:

  1. Vitrina de la biodiversidad
  2. Panamarama
  3. El puente surge
  4. El gran intercambio
  5. La huella humana
  6. Océanos divididos
  7. La red viviente
  8. Panamá es el museo

Y adicionalmente se encuentran exhibiciones temporales. En la actualidad se encuentra una referente al cambio climático. “Tu nueva ciudad: cómo enfrentar la crisis climática global”.

Cada galería nos sumerge en la historia de la formación del istmo de Panamá mediante elementos audiovisuales, y nos muestra las consecuencias a raíz de esto. Nos enfrenta al cómo era la vida antes/durante/después y cómo afectó la biodiversidad en general.

Finalmente, mi parte favorita Panamá es: ¡el museo! Involucra todos los aspectos de la biodiversidad en nuestro país. Es grandioso tener acceso a cada sitio de Panamá: para visitar, aprender y disfrutar del turismo.

Panamá cuenta con una gran cantidad de áreas protegidas y una biodiversidad tan grande dentro de una pequeña extensión de territorio (comparada a otros países). Todo es debido a la ubicación de nuestro país y su función de unir tierras y destinos, desde el inicio “de los tiempos”.

No podemos dejar por fuera el cambio climático. Forzosamente nos hemos ido adecuando, pero considero que es importante tomar acciones desde nuestro alcance conducentes a la adaptación. Esta ha sido la intención de la nueva exhibición del Biomuseo: demostrar que todos podemos tener acceso a soluciones viables combinadas con experiencias culturales y conciencia ambiental.

¡Panamá es el Museo!

Por: Edwin Dielmig Patiño Reyes. 2020.

Curso de Cambio climático y medidas de adaptación. Maestría en Administración de Proyectos de Construcción. Facultad de Ingeniería Civil. Universidad Tecnológica de Panamá.

En esta actividad se nos requirió realizar una gira virtual al Biomuseo de Panamá y comentar sobre la experiencia de creación y conocimientos que hemos tenido. Primeramente, pienso que fue una manera muy ingeniosa de añadir una dinámica más a la metodología de la clase, y una forma didáctica de impartir conocimientos. Debido a la situación de la pandemia, se nos dificulta implementar las giras como método de aprendizaje en clase. Sin embargo, realizar un tour guiado virtual nos permite experimentar con nuestras habilidades de presentador y organizador, para sacarle mejor provecho a las herramientas que nos pone a disposición la tecnología.

La herramienta

La aplicación de trabajo fue una versión online de Google Earth diseñadas para la creación de tours virtuales. Personalmente no había escuchado de esta herramienta, por lo que se me dificultó un poco acostumbrarme a ella. La forma de creación fue muy intuitiva, esto facilitándose aún más gracias al tutorial que el mismo sitio web provee.

La metodología

Para la creación de mi tour virtual me inspiré en el punto 13 de la guía de trabajo, que lleva por título, ¡Panamá es el Museo! Este título me dejó muy pensativo ya que siempre que escuchaba hablar del Biomuseo, en mi mente encajonaba dentro del museo todas las cosas bonitas que tiene nuestro país, como sus bosques, su fauna, sus ríos, toda su vida marina; pero nunca me puse a pensar que el país entero es nuestro propio museo y que esta esperando que nosotros lo exploremos y nos maravillemos de todos sus hermosos parajes y biodiversidad.

A partir de esta idea, decidí utilizar todo el territorio del país como el museo y poner distintos puntos clave según las lecturas, para que el lector pueda observar algunas de las hermosas vistas de nuestro país mientras lee la información de cada punto destacado del Biomuseo. Es como una forma de sacar la información contenida en el museo y reflejarla en algunos de los puntos de los cuales trata.

Los conocimientos

La tarea es sin duda muy completa ya que contempla temas diversos dentro del abanico de la biodiversidad. Primero, me ayudó a tener una visión general de los temas que abarca el Biomuseo, aunque ya he estado dentro de él, no había podido apreciar toda la información valiosa que contiene, también me ayudó a actualizar algunos recuerdos que aún tenía de aquella vez que fui; y vaya que me sorprendió toda la información que incluye. Definitivamente me animó a volver al museo y disfrutarlo con calma.

Uno de los temas que más me llamó la atención, y que no recuerdo haber visto en mi primera visita al museo, fue el del cambio climático. Ya que es un tema actual y de mucha importancia me gustaría volver particularmente a aprender más sobre las repercusiones que este fenómeno tendría sobre Panamá. Según la investigación que realicé, este fenómeno tiene una afectación seria sobre la biodiversidad de cultivos y para los servicios que brindan los ecosistemas y para el cultivo de los alimentos silvestres. Esto debido a la afectación que la temperatura, el clima y el suelo están teniendo por el cambio climático. Estos factores son los que más estrechamente están ligados con la producción agropecuaria y que por lo tanto hacen este sector más susceptible a los impactos más fuertes.

Otro punto que me llamó la atención fue que Panamá cuenta con una Estrategia Nacional de Biodiversidad y un Plan de Acción para los años 2018-2050. Personalmente no conocía este plan y me parece muy interesante ya que resalta el estado actual del país en cuanto a su valor ecológico y las regulaciones y planes que el Gobierno ha puesto en marcha para disminuir los efectos de la explotación de la biodiversidad del país y las regulaciones que se planean a futuro para mantener una integridad de nuestros recursos naturales e impulsar el uso sostenible de la biodiversidad.

Esta actividad me pareció muy enriquecedora ya que es una manera de enganchar al estudiante a investigar sobre distintos temas y sintetizar sobre diversos puntos importantes de un tema tan amplio como lo es la biodiversidad, el cambio climático y la historia del istmo; pero de todas formas mantenerlo dentro de una secuencia haciendo que sea más fácil de interpretar por el lector; y todo esto a su vez explotando la curiosidad e imaginación del estudiante.

Gira al Biomuseo:
https://earth.google.com/earth/rpc/cc/drive?state=%7B%22ids%22%3A%5B%221lbbiQdd
7lAU09fvvGl_bJdryUfgrIk9w%22%5D%2C%22action%22%3A%22open%22%2C%22us
erId%22%3A%22102337373557061675455%22%7D&usp=sharing

Gira al Biomuseo en Panamá

Por: Raúl C. Víquez L.

Curso de Cambio climático y medidas de adaptación. Maestría en Administración de Proyectos de Construcción. Facultad de Ingeniería Civil. Universidad Tecnológica de Panamá.

El Biomuseo, por decirlo de otra manera, es una obra y un icono de la imaginación humana encaminado a mostrar la biodiversidad de nuestro pequeño país. Fue el arquitecto Frank Gehry el encargado de diseñar y materializar este monumento a la naturaleza.

El Canal de Panamá durante muchos años ha sido un pilar de la ingeniería para que el mundo usara su magnificencia como medio de transporte más rápido de un océano a otro y evitar las largas travesías de los barcos en otras rutas. A lo largo de este tiempo nuestro istmo ha cambiado tanto que surge la necesidad de hacer una nueva visión para el mundo de cómo es nuestro país y no solo pensar en Panamá con un canal. Es también visualizarnos como un sitio donde la diversidad de plantas y animales es tan rica como la de las personas que habitan nuestro territorio.

Escoger un lugar donde todos los panameños pudiéramos disfrutar de su estructura y los beneficios que ofrece fue una decisión bien pensada puesto que además de verlo desde el puente de las Américas, en los dos sentidos, los barcos que pasan hacia el océano Pacífico y Atlántico pueden admirar la majestuosa arquitectura que realza la calzada de Amador. Es una estructura multicolor que se muestra tal cual fue diseñada con colores amarillo, rojo , naranja, azul y verde inspirados por las aves y flores de Panamá y en donde sus techos asemejan a las copas de los árboles.

Conocer este museo es una experiencia del que ningún panameño puede dejar de experimentar, es un monumento a la biodiversidad de plantas y animales que poseemos en nuestro entorno el cual deberíamos ver como un patrimonio natural. Nos viene a la mente la frase: “La biodiversidad está en todas partes, hasta en la palma de tu mano” la que nos muestra que todos somos parte de este mundo y que tenemos un gran tesoro tan cerca, el cual debemos ponerle más atención.

Como dicen los diseñadores “El Biomuseo no es un museo de colecciones, sino un conjunto de espacios diseñados para despertar tu curiosidad y ver el mundo que te rodea con nuevos ojos.” Es un lugar con tantos atractivos los cuales van a despertar en tu mente ese deseo de conocer más lugares llenos de fauna y flora que enriquecen el conocimiento y hacen que la persona disfrute de alguna manera sencilla lo poco que allí muestra puesto que la verdadera flora y fauna está en todo el país.

Haciendo un recorrido por sus galerías nos encontramos con varias de mucho interés:
• Galería de la Biodiversidad
• Panamarama
• El Puente Surge
• El Gran Intercambio
• La Huella Humana
• Océanos Divididos
• La Red Viviente
• Panamá es el Museo
• Exhibición temporal: Cambio Climático
• Entre otras tiendas y cafeterías.

Que experiencia tiene una persona al visitar un lugar paradisiaco, quedan recuerdos sobre el área, su olor, elementos al tacto muchas sensaciones percibidas en lo que se refiere al sitio. En la mente está la satisfacción de verlo, pero una vez que te vas del sitio solo es eso, un recuerdo. Con la gira al biomuseo además de conocimiento tienes la sensación de orgullo, de vivir en un país con tanta biodiversidad, tanta historia. Hay que reconocer que somos uno de los pocos países del mundo donde los turistas buscan la naturaleza como un escape de sus vidas.

Las galerías del biomuseo nos transportan hacia lugares virtuales en donde conocemos algo de nuestro país. Un recorrido por estas hace que ese orgullo de ser panameños se sume al de todos los visitantes extranjeros para que vean lo pequeño y grande que somos en temas de naturaleza. Comparados con otros países que tienen sitios históricos, para mi es mas grato pensar de que tenemos una serie de ranas doradas que solo se ven en el valle de Antón, que migran ballenas, aves, que tenemos cascadas, historia precolombina, gente de todas las razas, dos océanos, cuencas hidrográficas en todo el territorio, un sitio para que pasen los barcos como lo es el Canal de Panamá, y un montón de lugares que podemos mencionar y no acabaríamos. Además de tener lugares históricos como patrimonios de la humanidad el cual velamos con mucho celo.

El biomuseo nos da esa experiencia del conocimiento, de encontrar lo que de niños leímos en las clases de historia y ciencias naturales. Una satisfacción interior de encontrar, cada vez que pasas por una galería, aquello que se hace más interesante y cautivador. Es querer saber más de nuestro país, de nuestro entorno geográfico, la naturaleza, la historia, las personas, todo lo que nadie te puede ofrecer y tan cerca de ti, en tus propias manos esta biodiversidad de Panamá.

Todas las galerías son muy interesantes y no pueden dejar de visitarlas, el material bibliográfico es muy rico, sobre todo para los educadores. El recorrido virtual a pesar de que no es en vivo nos da la idea del poder que tiene el biomuseo con la información que se tiene de los sitios de Panamá.
Es en este punto donde invito a cualquiera que pueda ir, dentro de sus posibilidades en estos tiempos, que visite el biomuseo y recoja toda la información que tiene, puesto que además de ser grato para la familia, es de interés académico muy completo.

Artículos de opinión sobre Cambio climático

II Cuatrimestre, 2020. Curso avanzado de cambio climático y medidas de adaptación. Facultad de Ingeniería Civil. Universidad Tecnológica de Panamá.

1. BONILLA, CATERIN. 2020. https://issuu.com/caterinbonilla/docs/cambio_clim_tico_en_am_rica_latina_y_su_vulnerabil

caterin.bonilla@utp.ac.pa

2. CABALLERO, YERALD. 2020. https://www.linkedin.com/posts/yerald-caballero-133aa1158_medidas-contra-el-cambio-clim%C3%A1tico-jardines-activity-6693710079180587008-2yg9/

yerald.caballero@utp.ac.pa

3. CHAVEZ, JOSCELIN. 2020. https://afectacion-cambio-climatico.blogspot.com/2020/07/afectaciones-del-cambio-climatico-en.html

joscelin.chavez@utp.ac.pa

4. COSSIO, NICOLE. 2020. https://issuu.com/ncossio/docs/cambio_climtico_-_ecosistemas_en_peligro

nicole.cossio@utp.ac.pa

5. GONZALEZ, KATHERINE. https://v4.simplesite.com/#/pages/446730621?editmode=true#anchor446730621

katherine.gonzalez8@utp.ac.pa

6. JURADO, MANUEL. 2020. https://www.linkedin.com/posts/manuel-jurado-vega-288096179_biomimesis-y-el-cambio-climático-activity-6693711163915685888-0aj4 manuel.jurado@utp.ac.pa

7. MARTIN, JEFFRY. 2020. https://www.linkedin.com/feed/update/urn:li:ugcPost:6694037624706998272/ jeffry.martin@utp.ac.pa

8. NAVARRO, NANETTE. 2020. https://www.linkedin.com/pulse/2-grados-celsius-la-paradoja-del-cambio-clim%25C3%25A1tico-nanette-navarro/

nanette.navarro@utp.ac.pa

9. PATINO, EDWIN. 2020. https://edwinpatinno.blogspot.com/2020/07/articulo-de-opinion-reportes-de.html

edwin.patino@utp.ac.pa

10. PEREZ, JUAN. 2020. https://cambioclimaticonosafectaatodos.blogspot.com/ juan.perez2@utp.ac.pa

11. PEREZ, RAUL. 2020. https://cambioclimaticoycoronavirus.blogspot.com/2020/07/el-cambio-climatico-en-plena.html

raul.perez3@utp.ac.pa

12. PINTO, YURITZEL. 2020. https://m.facebook.com/story.php?story_fbid=1374578326072125&id=100005599115039

yuritzel.pinto@utp.ac.pa

13. PITTI, KARENINA. 2020. https://kareninapitti.blogspot.com/2020/07/economia-circular-y-el-cambio-climatico_25.html

karenina.pitti@utp.ac.pa

14. REAL, ALEXANDRA. 2020. https://www.linkedin.com/posts/alexandra-real-99a74b189_conceptos-generales-y-situaci%C3%B3n-del-cambio-activity-6693693036175597568-0thv/

alexandra.real@utp.ac.pa

15. SANCHEZ, MELINA. 2020. https://www.linkedin.com/posts/melina-s%C3%A1nchez-grau-666722145_sabes-c%C3%B3mo-puede-afectar-tu-salud-el-camblio-activity-6693693490414530560-qyqm/

melina.sanchez@utp.ac.pa

16. UREÑA, YOSSELIS. 2020. https://yosselis.blogspot.com/2020/07/efectos-del-cambio-climatico-en-la-salud.html

yosselis.urena@utp.ac.pa

17. URRIOLA, SIDIA. 2020. https://sidiadelcarmenurri.wixsite.com/website

sidia.urriola@utp.ac.pa

18. VALDES, EZEQUIEL. 2020. https://drive.google.com/file/d/1nhdb6cVbRJeA3jckEXIQPmVuxB0TsHtl/view?ts=5f20c5a5

ezequiel.valdes@utp.ac.pa

19. VELARDE, REYCHELL. 2020. El cambio climático: un reto para la humanidad.

reychell.velarde@utp.ac.pa

20. VIQUEZ, RAUL CARLOS. 2020. https://www.linkedin.com/posts/manuel-jurado-vega-288096179_biomimesis-y-el-cambio-climático-activity-6693711163915685888-0aj4

raul.viquez1@utp.ac.pa

21. ZAPATEIRO, ANN. 2020. https://annzapateiro.blogspot.com/2020/07/la-sostenibilidad-ambiental-alcanza-al.html

ann.zapateiro@utp.ac.pa

BIOMUSEO: GALERÍA DEL GRAN INTERCAMBIO

Por: CARLOS MAGALLÓN BAQUE. MARZO, 8 de 2020  

Curso de Cambio climático y medidas de adaptación. Maestría en Administración de Proyectos de Construcción. Facultad de Ingeniería Civil. Universidad Tecnológica de Panamá.

Era el 8 de marzo de 2020 a las 10:00 de la mañana cuando quedamos en encontrarnos para dar inicio a nuestra gira en el Biomuseo de Panamá. Teníamos aprensiones ante la expectativa generada en las noticias por el Coronavirus que se acercaba en ese momento a nuestro país.

Iniciamos nuestra gira en la galería denominada Vitrina de la Biodiversidad la cual nos muestra que en nuestro país existe una gran cantidad de seres vivos, con múltiples especies. Están representados en una pared llena de ilustraciones con nombres de animales y su condición actual. Esta fue el Opening a otras galerías; nos llevó a la que más me llamó la atención: La Galería del Gran Intercambio.

Una vez allí, nos explicaron cómo se había formado el Istmo de Panamá. Logramos visualizar una estampida de animales donde lo que más llamó la atención es ver dos grupos de diferentes especies. Unos, mirando hacia una dirección y los otros hacia la contraria. Era la ilustración perfecta de cómo la fauna del norte fue en dirección al sur del continente americano y la fauna del sur hizo lo propio en el otro sentido. Los más fuertes y los que mejores condiciones encontraron para la adaptación sobrevivieron hace, aproximadamente, tres millones de años.

Otro de los puntos curiosos de esta representación es que estas esculturas de animales se encuentran a escala. Esto nos lleva a imaginarnos la magnitud del tamaño de animales que se movilizaron en el continente. El oso perezoso -propio del sur- migró hacia el norte; el tigre diente de sable migró del norte hacia el sur. Importante mencionar que esta migración no solo incluía la fauna sino también la flora de ambas regiones.

Definitivamente que conocer la importancia que tuvo para el desarrollo de la humanidad la formación de nuestro Istmo, es para hacernos sentir orgullosos de cómo, desde un inicio, hemos sido parte del vínculo de las Américas. Esto nos ha dado como fruto una de las faunas y floras más ricas de este pequeño planeta llamado Tierra.

Informe gira virtual al Biomuseo 2020

Por: Jeffry Martín. Junio, 3 de 2020.

Curso Cambio climático y medidas de adaptación. Maestría en Administración de Proyectos de Construcción. Facultad de Ingeniería Civil. Universidad Tecnológica de Panamá.

El 26 de abril del 2015 visité, junto con mi ahora esposa, el Biomuseo, el cual me impresionó bastante por la temática que expone y la interactividad que tiene para captar la atención del visitante de manera visual y auditiva, utilizando pantallas táctiles y demás recursos que hacen una experiencia fascinante.

Visita al Biomuseo (26 de abril 2015)

En mi caso hubo dos salas que aún recuerdo, porque generaron un mayor impacto en mí: 

“Panamarama”: literalmente te transporta a distintos ecosistemas del país, con la ayuda de la tecnología (pantallas gigantes) donde se conjuga la flora y fauna de manera perfecta. Como por ejemplo: zonas boscosas donde el color verde transmite armonía y se observan animales como monos, mariposas y otros que conviven entre sí; playas azules y cristalinas que brindan serenidad junto con a estrellas de mar y peces que se desplazan con libertad. Al final, la sala tiene un efecto envolvente que refleja una semejanza a realidad lo cual permite valorar lo hermoso y diverso que es nuestro país.

“El gran intercambio”: esta sala demuestra lo importante que fue el surgimiento de nuestro istmo ya que se convirtió en un lugar de paso de los animales entre Norte y Sudamérica, generando una rica biodiversidad en el continente. Las esculturas de los animales están a escala real, lo cual impone respeto. Recuerdo que había un jaguar, rinoceronte, armadillo, entre muchos otros.

Ahora, en el 2020, más de 5 años después, hemos realizado una gira virtual como una asignación de la materia de Cambio climático y medidas de adaptación. Esta me permitió comprender mucho mejor el origen del Biomuseo, apreciar la importancia de las demás salas y me generó cierta preocupación para realizar mejores acciones en beneficio de nuestra biodiversidad, de nuestro país y por ende de nuestro planeta.

Procedo a detallar los aspectos más importantes de esta gira virtual que ha complementado a la visita del 2015.

El Biomuseo cuenta la historia del surgimiento del istmo hasta nuestros días enfocándose en la biodiversidad de Panamá y demostrando, una vez más, que nuestros 75 517 km2 de área superficial tienen una relevancia gigantesca.

Todo, absolutamente todo, en el Biomuseo tiene una explicación lógica, empezando con su ubicación en un lugar turístico donde se observa mar desde cualquier punto (bahía de Panamá). Le sigue la infraestructura que a simple vista es llamativa por sus colores, pero quizá no por su estética ya que se observan techos irregulares sin ningún orden. Sin embargo, esto simboliza las copas de los árboles y por ende, las columnas y vigas hacen el papel de troncos y ramas, respectivamente. ¡Ahora todo tiene sentido!

Anteriormente, el continente americano estaba dividido en dos masas y mediante colisión de placas tectónicas y aparición de volcanes submarinos, Panamá se convirtió en esa unión que provocó el intercambio de especies, generando una gran biodiversidad. Esto me hace creer que nuestro país siempre ha sido destinado para ser ese puente de enlace (Canal de Panamá), punto de encuentro (HUB en Latinoamérica) y es que nuestra diversidad va más allá, por algo somos “crisol de razas”.

El Biomuseo es un abrebocas que te inspira y motiva a visitar todos los rincones de Panamá ya que nuestros paisajes, fauna y flora son únicos. Y no solo eso, nuestra gastronomía es diversa y deliciosa. Hay pueblos que mantienen sus tradiciones y costumbres lo cual es valorable, ya que nunca debemos olvidar nuestras raíces. En fin, nuestra gente es nuestro principal activo.

Han habido muchos cambios en los últimos años atribuibles al crecimiento urbanístico y poblacional, a la industrialización y la comercialización. Estos generan mayor consumo de energía, y por ende mayor cantidad desechos a la atmósfera (gases de efecto invernadero). Lo anterior provoca un aceleramiento del cambio climático. No estamos hablando de una situación nacional, sino del mundo. Sin embargo, así como entendemos que el crecimiento y el desarrollo tienen repercusiones negativas, también debemos ser capaces de comprender que se pueden realizar acciones positivas que busquen compensar o desacelerar el proceso. 

Bosque en Panamá. (FOTO: STRI.
Comparación copa de árboles en Panamá vs techo de Biomuseo.

<br><a href=”https://earth.google.com/web/@7.37504871,-80.9853507,-2.962218a,687125.13654668d,30y,0h,0t,0r/data=MicKJQojCiExMmdUWm54NHhVM2hSVDUtZEtuLWJLT3FuZGZZQTNrU2U6AwoBMA?authuser=0″>https://earth.google.com/web/@7.37504871,-80.9853507,-2.962218a,687125.13654668d,30y,0h,0t,0r/data=MicKJQojCiExMmdUWm54NHhVM2hSVDUtZEtuLWJLT3FuZGZZQTNrU2U6AwoBMA?authuser=0</a><br>

Enlace de la gira virtual al Biomuseo realizada por Jeffry Martín (2020).

Observaciones ecológicas y climatológicas diarias desde mi ventana, patio o jardín

Hamlet Cedeño.  1° semestre, 2020

Curso de Principios Básicos de Ciencias Naturales. Licenciatura en Educación Primaria. Facultad de Ciencias de la Educación. Universidad de Panamá.

Facilitadora: Marilyn Diéguez Pinto

“Aún en condiciones de cuarentena podemos seguir observando la naturaleza y sus expresiones. Esas observaciones las convertimos en registros que representan datos y son almacenados de diversas formas. Los datos pueden ser cuantitativos o cualitativos. La propia palabra nos indica cuáles son cuantitativos (se pueden contar y expresar en números y valores) y cuáles son cualitativos (características no medibles o atributos). Los datos al ser interpretados se transforman en información que tendrá utilidad en la medida en que sea compartida.

A través de nuestros sentidos podemos observar lo que nos rodea. Estos, nos permiten describir y comprender la naturaleza y a nosotros mismos, los seres humanos. A partir de nuestros sentidos -observando- podemos describir, explicar y comprender patrones. La información que captan nuestros sentidos nos lleva al aprendizaje.”

Marilyn Diéguez Pinto. Guía académica de la actividad.

Investigar: ¿Qué observaciones realizaron nuestros antepasados que les permitieron navegar por el mundo o realizar las siembras y sus respectivas cosechas?

En este caso muy propio de mis antepasados puedo decir las narrativas de ellos  en cuanto a la navegación por el mundo se dio de una manera de que para cruzar los ríos usaban piraguas o cayucos. En cuanto a la parte terrestre se hacía de dos formas: caminar y usar equinos (mulas, burros, caballos, etc.). En cuanto a la siembra lo hacían por medio de la luna y cada luna les avisaba qué siembra podían realizar. En cuanto a la cosecha se hacía por medio de la vista para ver si el producto está listo para su uso (entonces esto quiere decir que utilizaban la observación para dichos eventos).   

“La observación científica es el primer paso del método científico. No hay casualidad, hay un propósito, un fin, una causalidad. Hay una planificación sistemática, un plan previo y se lleva el registro (anotaciones) del fenómeno observado. Con el método científico se evalúa la observación (repetibilidad) para verificar su validez y fiabilidad.

A través de la observación cualitativa (investigación cualitativa) se puede registrar la ocurrencia de fenómenos naturales y climatológicos. ¿Qué pueden observar durante este período? El estado del tiempo (nublado, soleado, lluvioso); lluvias (ocurrencia: alta, baja, media); características de la lluvia (duración e intensidad; tamaño de las gotas – menudas, grandes-; si es espaciada o continua); vientos (dirección, intensidad, velocidad -lento, suave, ráfagas, calmo-). Entre las herramientas de observación para el viento están árboles, ropa tendida, hojas en el suelo, cortinas en el interior, vuelo de las aves -altura, velocidad-; entre otras. También se pueden observar la temperatura y humedad; la iluminación exterior (fuerte, media, baja); la presencia y actividad de animales (cortejo, reproducción, anidación, con polluelos, otras); el estado vegetativo de las plantas: floración, fructificación, caída de hojas, etc.”

Marilyn Diéguez Pinto. Guía académica de la actividad.

Tarea: realizar observaciones de fenómenos naturales durante 15 días, a la misma hora cada día, que debe ser propia para cada alumno (seleccionar y comunicar la hora escogida; preferiblemente en la mañana, antes del mediodía; o al atardecer). Presentar en formato de cuadro/tabla, con ilustraciones (fotos) o vídeos.

Mis observaciones se hicieron a partir del 1 hasta el 15 de mayo del 2020. Las observaciones las hice en horas de la mañana (a partir de las 08:00 horas).

Observaciones ecológicas y climatológicas diarias

Por: Kelvin Yeroy Hernández Samaniego. Panamá, viernes 26  de junio de 2020.

Principios Básicos  de Ciencias Naturales. Escuela de Formación Pedagógica. Facultad de Ciencias de la Educación. Universidad de Panamá.

A consideración de la Profesora Marilyn Diéguez Pinto.

Observaciones ecológicas y climatológicas diarias

¿Qué observaciones realizaron nuestros antepasados que le permitieron navegar por el mundo o realizar las siembras y sus respectivas cosechas?

Pues bien, nuestros antepasados, dependiendo del lugar donde vivían o el uso que le darían a las observaciones, llevaban un cúmulo de actividades y anotaciones que les hacía más fácil realizar, por ejemplo, las siembras para obtener buenas cosechas en un tiempo provechoso para estas actividades. Al pasar del tiempo se llevaban registros o se recopilaba información de datos aportados por vecinos o familiares de cómo sería mejor llevar la siembra de algún producto. Después de un tiempo se llevaron a cabo muchos más procesos, con su debido ensayo y error. Se realizaba la comprobación de si brindaban los resultados requeridos en su momento. Sin antes saber que se llevaban a cabo observaciones científicas, estas observaciones hacían los procesos de siembra y cosecha mucho más placenteros y fáciles, [con mejores resultados productivos].

Dentro de una observación científica, en ciencias naturales, podemos encontrar datos tales como (“información suministrada por la Profesora Marilyn Diéguez Pinto):

  • Estado del tiempo (lluvioso, nublado, soleado).
  • Lluvias (ocurrencia: alta, media, baja).
  • Característica de la lluvia (duración e intensidad, tamaño de las gotas – grandes, menudas, si es espaciada o continua).
  • Vientos (dirección, intensidad, velocidad – lento, suave, ráfagas, calmo).
  • Temperatura y humedad
  • Iluminación exterior (fuerte, media, baja).
  • Presencia y actividad de los animales (cortejo, reproducción, anidación, con polluelos).
  • Estado vegetativo de las plantas (floración, fructificación, caída de hojas).

A partir de esta información llevaremos a cabo nuestra propia Observación ecológica y climatológica diaria. Ahora pues bien demos inicio, Bienvenida.

Hoy es miércoles 22 de abril de 2020.

En este día he iniciado una observación muy peculiar y particular en el área del patio de mi casa. Realizaré dicha observación a partir de hoy y por quince (15) días a las 06:30 a.m. Seleccioné esta hora porque encuentro interesante los sucesos que se dan en horas de la mañana. La mañana es más fresca y creo que pueden suceder cosas más interesantes. Dicha observación diaria tomará una (1) hora por día.

También sería bueno informarle que, por interés propio, hoy iniciaremos sembrando guandú y yuca en el lugar de la observación, para así incentivar la vigilancia diaria.

Inicia el día, emocionante y llamativo ya que observaré cosas un poco inusual o desconocidas para mí. En el recorrido matutino me acompaña mi perra, se llama Athenea.

En estos primeros largos y ahora cortos quince días de observación he logrado ver más allá. Ver situaciones ecológicas que, de una manera u otra, logran cambiar y alterar el modo en que vivimos.

Desde la polinización de las plantas por las aves, hasta el llamado animal en las diferentes variaciones climáticas.

He logrado determinar que los animales tienen instintos y etapas para todo lo que hacen, así mismo sucede con el crecimiento de las plantas, la caída de las hojas y hasta el momento donde los árboles nos brindan sus frutos.

A veces pasamos tantas cosas por alto, ya que no es de nuestro interés o no es lo que nos llama la atención en estos momentos, pero he logrado comprender durante este período de observación que todo tiene una razón y un por qué.